jueves, 15 de enero de 2009

Exposición España 1808-1814 (Notiweb)


 

España 1808-1814. De súbditos a ciudadanos

 

Un vívido retrato de la sociedad de la época y de su proceso de cambio

 
 



La guerra de la Independencia fue la parte más visible y dramática de un largo proceso de profundas transformaciones políticas, económicas, sociales y culturales que sacudieron Europa entre el último tercio del siglo XVIII y el primero del siglo XIX. Fue la era de las revoluciones liberales y de la pugna entre dos grandes potencias, la británica y la francesa. La Constitución de 1812También la época en que emergen nuevas naciones, unas con mucho empuje, como los Estados Unidos de América en 1776, y otras con la división social en su seno y con difíciles relaciones entre ellas, como fue el caso de las jóvenes naciones hispanoamericanas.

De las exposiciones que el Gobierno de España ha organizado con las distintas Comunidades Autónomas, en el caso de Castilla-La Mancha se ha optado no tanto por los hechos bélicos sino sobre todo por los cambios políticos y culturales que se alumbraron en estos seis densos años de historia. Por eso, en esta exposición se pretende mostrar al visitante un retrato de la sociedad de la época y del proceso de cambio que alcanza su máxima expresión en la Constitución de 1812, cuando se subvirtió el orden político y social de modo irreversible. Los españoles dejaron de ser vasallos de una monarquía absolutista y se proclamaron ciudadanos soberanos de su patria.

Anteojo Colimador. Museo Nacional de Ciencia y TecnologíaEse proceso de evolución política se asienta como es lógico dentro de las grandes corrientes del pensamiento ilustrado que a finales el siglo XVIII impulsan las revoluciones liberales. La invasión napoleónica actuó entonces de catalizador de esa corriente que alumbró el proceso de convocatoria de unas Cortes extraordinarias que proclamaron, por primera vez, que España era una nación soberana, esto es, un conjunto de ciudadanos libres y con derechos, "el conjunto de los españoles de ambos hemisferios".

Majos bailando. Ramón Bayeu. Instituto Valencia de Don JuanPor tanto, la guerra de la Independencia fue sólo el telón de fondo de un proceso mucho más complejo y trascendente, que permitió a la sociedad española inaugurar su historia constitucional y encarar un proceso de cambios que, aunque largo y difícil, era ya irreversible. Con ese hilo conductor, la exposición se desarrolla en dos ejes principales, La sociedad del 800, que pretende ofrecer un retrato del país en los años inmediatamente anteriores al conflicto, y España en Libertad 1808-1814, donde se abordan la guerra y los cambios políticos, sociales y culturales que sacudieron España en esos años.

Para hacer más fácil y cómodo el recorrido al visitante, cada uno de esos ejes se organiza en cuatro unidades temáticas. En la planta baja del magnífico Museo de Santa Cruz se describe la sociedad del 800, con cuatro salas dedicadas respectivamente a los siguientes temas: La monarquía en crisis; Las élites sociales; La ciencia y la técnica, claves ilustradas; y las clases populares, esas grandes ausentes de la mayoría de las exposiciones. En el espacio del crucero se proyecta el audiovisual Fontainebleau: imperios en pugna que permite hacer una síntesis de la compleja situación política por la que atraviesa España en esos años. En la planta de arriba, titulada "España en Libertad, 1808-1814", se desarrollan cuatro salas con los siguientes contenidos: Retrato del General Castaños. Vicente López. ToledoLa maldita guerra de España; La doble legalidad: de Bayona a Cádiz; El vestido en la España de 1800; y, por último, la dedicada a la "La Libertad de prensa", de un significado y trascendencia histórica decisivos.

Esas unidades temáticas pueden visitarse en cualquier orden, porque cada una de ellas tiene sentido de forma independiente, de manera que permite una visita más ágil y flexible, en función de los gustos, intereses y circunstancias de cada visitante. Son en total más de 2000 metros cuadrados que albergan 614 piezas recogidas de 62 museos públicos y privados y de colecciones privadas. Además, la visita se completa con los audiovisuales e interactivos que salpican el recorrido, de tal modo que cada uno de ellos contribuye a enriquecer el relato y, al mismo tiempo, a hacerlo más ameno. En la última parte del recorrido se ha dispuesto un espacio que representa el ambiente de tertulia, propio de un momento de gran ebullición intelectual como el que alumbró la constitución de 1812, donde se disponen facsímiles de revistas y algunas publicaciones de la época para que el público que lo desee pueda ojearlas en un entorno de relajado descanso.

Juan Sisinio Pérez Garzón
Catedrático de Historia. Universidad de Castilla-La Mancha

 

Lugar: Museo de Santa Cruz. C/ Miguel de Cervantes, 3. 45001 Toledo
Fecha: Del 16 de diciembre de 2008 hasta el 14 de junio de 2009
Horario: De lunes a sábado de 10.00 a 18.00 h. Domingos de 10.00 a 14.00h..
Mas Información: 1808-1814. De súbditos a ciudadanos